Carmela Gin Día del Gin-Tonic

Muchos estudiosos y amantes de la ginebra aseguran que el gin-tonic apareció por primera vez para “enmascarar” el sabor amargo de la quinina, cuya ingesta se creía que curaba la malaria (enfermedad muy extendida en África y Asia en el S.XIX). Así, los oficiales británicos que estaban de misión en la India intentaron mejorar el mal sabor de la quinina disolviéndola en agua y añadiéndole azúcar, unas gotas de zumo de limón y ginebra… ¡Así empezó todo!

Aunque la fecha de creación del primer gin-tonic no está clara, sí que hay un día muy especial para esta bebida que combina a la perfección la ginebra y la tónica: ¡el 19 de octubre es el Día Internacional del Gin-Tonic!

 

Para celebrarlo os hemos preparado un “manual básico para preparar el perfecto gin-tonic” en el que os explicamos las cuatro claves perfectas para servirlo y, además, os recomendamos dos recetas deliciosas para sorprender en un día tan especial como este.

 

Las cuatro claves para servir Carmela Gin:

 

1º: No uses nunca un vaso de tubo: este tipo de vaso no solo no te dejará colocar de forma correcta el hielo, sino que, además, su boca es tan estrecha que no permitirá que disfrutes de los distintos aromas de Carmela. Sirve tu gin-tonic de Carmela Gin en una copa de balón, ¡acierto seguro!

2º: Enfría la copa: da unas vueltas a los hielos con una cucharita y retira el agua sobrante. Así conseguirás que el primer trago sea muy fresco y apetecible.

 

3º: Elige bien el hielo: aunque te parezca un elemento “secundario” en el gin-tonic, ¡es más importante de lo que piensas! Recuerda que tiene que cumplir tres características imprescindibles: ser grande, grueso y duro… Así no se deshará fácilmente y la bebida no se aguará.

 

4º: Escoge la tónica correcta: la ginebra sabemos que ya la tienes (¡Carmela Gin!) pero a la hora de elegir una tónica debes recordar que es el ingrediente con más peso en el gin-tonic. Puedes elegir entre opciones dulces o secas, o más aromáticas o austeras. Para preparar tu gin-tonic con Carmela nuestra recomendación es que escojas una tónica neutra y equilibrada.

 

Dos recetas deliciosas con Carmela Gin:

 

Carmela + tónica: para preparar nuestro perfect serve con tónica necesitarás, además de Carmela, hielos, una tónica neutra y una brocheta de piña y lima. Coge una copa de balón y llénala de hielo. Sirve en ella 6 cl. de Carmela Gin y mezcla con media vuelta de cuchara. Decora alternando en una brocheta twists zigzags de lima y pedacitos de piña.

 

Carmela + lima limón: para preparar nuestro perfect serve con refresco de lima limón necesitarás Carmela Gin, hielos, una brocheta de piña y pomelo y un refresco de lima limón. Coge tu copa de balón y llénala generosamente de hielo. Sirve 6 cl. de Carmela y mezcla con media vuelta de cuchara. Decora alternando en una brocheta twists zigzags de pomelo y piña. Ponla al borde de la copa regándola con el refresco de lima-limón para que arrastre el sabor de las frutas.

 

Después de leer nuestros consejos básicos… ¿te queda alguna duda de cómo preparar tu gin-tonic para celebrar un día tan especial como hoy? ¡Chin chin!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Para descubrir su sabor debes ser mayor de edad

Verifica tu edad